1/8/11

VS la realidad...

Es duro enfrentarse a la realidad. Casi siempre preferimos escondernos de ella y creamos una realidad alternativa en la que todo es sencillo; en la que nosotros no somos nosotros.
Somos lo que desearíamos ser, lo que el mundo aceptaría. Creemos que valemos verdaderamente millones, y lo demostramos con acciones terribles. Y a veces ni nos damos cuenta.
Es difícil darte cuenta de que te has perdido. Incluso imposible, diría yo. Nos despertamos día a día sin caer en la cuenta de que nos estamos convirtiendo en monstruos; en cáscaras vacías.
La gente se aleja de nosotros, y las únicas personas que se quedan junto a nosotros son iguales o peores que nosotros.
Dejamos de preocuparnos por las personas, y los sentimientos se congelan en nosotros.
Nos creemos superiores al resto de los humanos, pero lo irónico es que ellos son más humanos que todos nosotros juntos.
Lo que suele ocurrir es que una vez que nos hemos perdido, es prácticamente imposible reencontrarse a uno mismo.
Sí, es difícil enfrentarse a la realidad.
Pero lo es aún más aceptarnos tal y como somos.

2 comentarios:

  1. Qué razón, qué buena entrada :)
    http://imaginaydesea.blogspot.com

    ResponderEliminar